Seamos claros: la mina El Escobal tiene que cerrar

Carta abierta de la Resistencia Pacífica de Santa Rosa, Jalapa y Jutiapa, Parlamento del Pueblo Xinka de Guatemala

Para Kevin MacArthur, Fundador y Presidente de la Junta Directiva y James Voorthees, Director General, Tahoe Resources


Desde 2011 nuestras comunidades han estado en resistencia activa y pacífica a la mina El Escobal de Tahoe Resources, debido a los impactos, reales y potenciales, sobre nuestra forma de vida, el agua, la tierra y nuestros medios de subsistencia. Organizamos 18 consultas a nivel comunitario y municipal, presentamos más de 200 quejas individuales contra el permiso de explotación, antes de que fuera otorgado en abril de 2013. Pero ustedes no escucharon.

Al contrario, ustedes impusieron el proyecto a pesar de la fuerte oposición a la minería en nuestro territorio. El desempeño de su empresa y las tácticas que sus contrapartes en Guatemala utilizaron para imponer el proyecto, terminaron con la paz y tranquilidad de que disfrutamos.

Organizamos 18 consultas a nivel comunitario y municipal, presentamos más de 200 quejas individuales contra el permiso de explotación antes de que fuera otorgado en abril de 2013. Pero ustedes no escucharon.

Como resultado, hemos sufrido divisiones entre familias y comunidades, soportamos la criminalización y la militarización durante el Estado de Sitio en mayo 2013. Las y los miembros de la comunidad hemos sido asesinados, encarcelados injustamente durante meses, atacados, vigilados, amenazados e intimidados. Hemos sufrido daños e impactos ambientales en nuestras fuentes de agua y medios de producción agrícola.

Desde junio de 2017, miles de personas de los tres departamentos de Santa Rosa, Jutiapa y Jutiapa nos movilizamos para establecer un campamento en el municipio de Casillas, durante 24 horas al día los siete días de la semana, para prevenir que el tráfico relacionado con la mina llegase a dicho proyecto. La gente que participa en el campamento exige el cierre permanente de la mina El Escobal.

Seamos claros, nuestra oposición a la minería en nuestro territorio y el futuro de la mina El Escobal específicamente, no depende del resultado del caso legal actualmente ante la Corte de Constitucionalidad.

En noviembre 2017, fuimos a la Ciudad de Guatemala para empezar un segundo campamento en la entrada de la Corte de Constitucionalidad, dado que la Corte no se pronunció dentro del plazo establecido sobre la suspensión de la mina por discriminación y falta de consulta del Pueblo Indígena Xinka.

Seamos claros, nuestra oposición a la minería en nuestro territorio y el futuro de la mina El Escobal específicamente, no depende del resultado del caso legal actualmente ante la Corte de Constitucionalidad.

Nuestra manifestación en Casillas y la resistencia pacífica en la región continuarán hasta que la mina esté perfectamente cerrada. Ya realizamos nuestros procesos de consulta en que la gran mayoría de las personas en el área afectada de influencia del proyecto han dicho no a la minería. No cambiaremos de opinión. El momento para el diálogo ya pasó antes de que la mina fuese impuesta sobre nosotros por Tahoe en el 2011. Ahora, lo único que en definitiva queremos es el cierre total.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s