Nicaragua. Tiempo de incertidumbres, tiempo de esperanzas

Ortega ha “ganado” en el corto plazo por contar con la brutalidad represiva de la Policía y los parapolicías y con la complicidad del Ejército.

El movimiento insurreccional de buena parte del pueblo nicaragüense contra el régimen de Ortega va “ganando” estratégicamente al mantener e insistir, a costa de todo, en el carácter cívico y pacífico de la lucha. El precio que ha pagado ha sido altísimo.  Revista Envio, Nicaragua.

Organización del pensamiento y la acción

Si lo que busca el terror es la inmovilización, lo que corresponde es la acción coherente. Una parte fundamental de la agenda política de los movimientos es hilar las particularidades de las luchas de todos los sectores y colectivos oprimidos y subordinados, esto y la empatía entre movimientos, quizás proporcione luces para accionar de forma articulada. Paula Irene del Cid Vargas/laCuerda.